domingo, 8 de enero de 2012

Y al día siguiente, Madagascar...

Llegamos la noche del 25 de marzo a Antananaribo, la capital economica de Madagascar, extenuados despues de un largo vuelo, pero excitado porque nunca habia pasado mi cumpleaños en un avion, rumbo a “las vacaciones”. Así que mis primeras impresiones se limitan :

- A la vista aérea desde el avion, es decir, obscuridad casi total en todo el entorno,

- Al calor y la humedad al salir del avión, típicos de las ciudades tropicales,

- A la mini escala del aeropuerto internacional, que se parece mas bien a lo que era puerto del ferry en Puerto la Cruz hace 30años,

- A la incompetencia de los agentes de trafico, inmigración y control, que a pesar de ser tres o hasta cuatro por ventanilla (dos ventanillas) duraban diez minutos o mas por persona,

- A los pedigüeños a la salida del aeropuerto, que no pueden ver un turista porque se le lanzan como abejas a la miel, y que siempre tienen una buena razón para mendigar,
- Y a los 4 tipos que vi acostados sobre la acera frente al hotel, enrollados en algo que parecían unos grandes sacos descoloridos de harina, y que parecían unos recoge-latas sin casa.

Hasta ese momento, mis impresiones no tenían nada de “impresionante”, nada que no hubiese visto antes. Mas bien estaba tranquilo por la "no" diferencia. Nada como la pobreza para sentirse como en casa...

Llegando al hotel arreglamos los últimos detalles de nuestro itinerario con el conductor. Ahi en plena calle, con los supuestos recojelatas merodeando y la oscuridad de la calle mal iluminada... El video “Thriller de MJ” es una imagen fiel.
Al día siguiente con el itinerario en frente, la guia en la mano y las ideas bien claras, programamos nuestro viaje.


Tana (diminutivo de Antananaribo) es un mercado gigante. Todo parece estar en venta. Sin duda un abreboca para lo que nos espera. A simple vista caotica y sucia. No dejaba de repetirme mentalmente la frase memorable que el francés me saca cuando vamos a Venezuela y no le gusta algo : "No he atravesado el planeta para venir a ver/hacer/visitar/comer esto..."

Solo tuvimos tiempo de pasar un dia para comer con unos amigos, cambiar un poco de dinero y ver un poco la ciudad desde el coche. No se puede hacer nada sin el coche... Sin embargo, hay lugares muy bonitos, aunque frecuentemente en ruinas... Por todos lados vi jardineras con cactus pero es que ni siquiera los cactus están tranquilos con tanto movimiento...

Asi que salimos casi despavoridos de Tana, pensando que como toda ciudad colapsada, era muy poco lo que tenia para ofrecernos...

No hay comentarios:

Vivan lo suficiente para encontrar al bueno. Protéjanse!!

Sean lo que quieran, pero protéjanse!

Saucisse también está aqui :